Blogia
The World of Pikifiore

Encuentro especial

Encuentro especial

De un plumazo se han ido al garete mis propósitos de empezar el 2006 partiendo de cero. En cuanto sonaron las doce campanadas, y tras unas cuantas lagrimillas de rigor que ningún año puedo evitar, me conciencié de que el 2005 pertenece al pasado y que por tanto al pasado también pertenece Zak. Durante días, he actuado como si nunca hubiese existido, al haber cortado de forma radical el contacto, sin llamadas, sin mensajes, se me hacía más fácil, podía pensar que todo había sido como un cuento.

Pero muchas veces las cosas no son como esperamos que sean.

El día 31 a última hora, decidimos no ir a la fiesta que teníamos pensada, y en lugar de eso, pasarnos por el local que un amigo había alquilado. Aunque yo tenía muchas ganas de ir a una casa, me aseguraron que iba a ser una fiesta pequeña y que en cuanto alguna de nosotras quisiera nos iríamos. El nuevo sitio estaba bastante más alejado, pero en cuanto me subí al coche me animé, al fin y al cabo quería tener un plan me no me recordara al del año pasado. Un sitio que no pintaba mal, mis amigas y ganas de bailar, no necesitaba más. Pero el destino es el destino, y no descansa.

Allí estaba Zak.

No lo supe hasta que llevábamos un buen rato, después de todo, el local no era tan pequeño como pensaba y había más gente de la que me imaginaba. ¿Cómo había llegado hasta aquí?, y sobretodo ¿porqué no habré ido a mi fiesta desde un principio? ¿porqué habiendo tantísimos sitios estamos los dos aquí?

Cuando en una de las veces que volvía de la barra oí que alguien a la espalda decía mi nombre, ya sabía que era él. Me quedé quieta pensando si debía girarme, sabía que si lo hacía volvería a ver aquellos ojos, esos ojos con los que sueño cada noche, volvería a ver esa sonrisa que tantas veces me había dedicado...si me giraba, volvería al punto de partida, y no quería. Pero aún así me giré. Y le ví, y supe porqué me había enamorado de él, y quise odiarle por haber dejado nuestras ilusiones a un lado, pero no pude.

Sólo articulé a decir un escueto “feliz año Zak”, y él “feliz año Fiore”.

Ahora sé que no es tan fácil hacer como que nada ha existido.

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

5 comentarios

Cora -

Por fin te devuelvo la visita en condiciones...está visto que en las fechas navideñas abundan los reencuentros, eh? Aaaaay, el destino! (o Murphy, que también hace mucho de las suyas)

Galiana -

Es un texto muy bonito. Tienes el don de narrar con la voz de tus pensamientos. Deseo que todo pase y que sepas elegir lo mejor para ti.
Un abrazo.
(Agradezco mucho tu paso por mi blog. Con pequeñas expresiones me dices:Ey Galiana que ando por aquí!)

Pikifiore -

Muchas gracias,si,la verdad es que es cuestion de mentalizarse y eso es lo que haré

kamala -

Jolín, qué buen consejo el de monocamy... Ya no puedo decir más...

Un beso.

monocamy -

A ver, centrémonos. Nadie ha dicho que no vaya a doler. ¿Qué tal si te rompes una pierna? sabes que te dolerá y tendrás que estar escayolada varias semanas y lo asumes mentalmente, con independencia de que sea más o menos complicado, molesto, incómodo o doloroso.

Pues esto es igual. Mentalízate, sé consciente de tu situación, sabes que va a doler... pero también sabes que el tiempo se encargará de hacer que ese dolor mengue y acabe desapareciendo. LO SABES.

Pregúntate si realmente eso quieres. :)

Y mucho ánimo, decidas lo que decidas.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres